¿Qué es la Arquitectura Sustentable?

También llamada arquitectura sostenible, arquitectura verde o eco-arquitectura, en definitiva es la arquitectura que valora el impacto ambiental que provocan las construcciones sobre la naturaleza y la sociedad, la cual, busca beneficiarse de los recursos naturales disponibles y sistemas de la edificación con el fin de reducir-minimizar  el impacto ambiental provocado.

Una de las principales características es la eficiencia energética, aunque más adelante veremos que no es la única.

1. Introducción

Esta variante nace por la inquietud social que ha provocado los cambios climáticos, la disminución de los recursos naturales y la búsqueda de una modernización de la arquitectura ya que para muchos no satisface las necesidades del usuario.

El término “arquitectura sustentables” es una derivación del termino “desarrollo sostenible“, el cual se basa en tres principios:

  • El análisis del ciclo de vida de los materiales
  • El desarrollo del uso de materias primas y energía renovables.
  • La reducción de las cantidades de materiales y energías utilizados.

2. Principios de la Arquitectura Sustentable

  • Considera las condiciones climáticas, hidrográficas y ecosistemas
  • Eficacia en uso de los materiales para la construcción
  • Reducción en el consumo de energía
  • Utilización energías renovables
  • Minimizar el balance energético global
  • Crear espacios confortables

3. La eficiencia Energética

Es uno de los objetivos de la arquitectura sustentables, aunque no es el único Los arquitectos expertos en esta materia utilizan diversos métodos para minimizar las necesidades energéticas de los biene inmuebles mediante el ahorro de energía y para maximizar su capacidad de capturar la energía natural o incluso de poder generarla.

Entre las habilidades de diseño se encuentra la incorporación de la calefacción solar, el calentamiento solar de agua, la generación eléctrica solar, la acumulación freática o la calefacción geotérmica y generadores eólicos recientemente incorporados en los edificios.

4. Conclusión

Si analizamos la experiencia de esta arquitectura en los últimos 30 años demuestra que no es fácil cambiar el sistema de construcción y su funcionamiento, ya que  el sistema actual se basa en los métodos utilizados por lo romanos, época donde se desconocía los temas relacionados con el medio ambiente.

Para lograr una construcción sostenible debemos de dejar de a un lado los malos hábitos adquiridos por décadas de derroches de recursos naturales, cambiar la mentalidad de la industria y de las estrategias económicas  y con fin de fomentar los sistemas constructivos y energéticos en base a productos y energía renovables.